/ viernes 8 de enero de 2021

Jóvenes padres no tienen dinero para atender a su bebé asmático

El miedo de ellos es que en un ataque de asfixia su menor pueda fallecer, los medicamentos que requiere no están a su alcance económico

Córdoba, Ver.- Dos jóvenes padres de familia buscan apoyo de la ciudadanía pues su pequeño hijo Carlos Alberto de 11 meses padece de asma, el miedo de ellos es que en un ataque de asfixia su menor pueda fallecer, los medicamentos que requiere no están a su alcance económico

Originarios de Coxititla perteneciente al municipio de Tequila, Mario López y Alejandra Tequihuactle de 30 y 20 años respectivamente, luchan día a día por la salud de su único hijo, quien a la semana de nacido fue detectado con el padecimiento del asma.

Foto: Guadalupe Castillo | El Sol de Córdoba

“Él también tiene problemas de malformación craneoencefálica que no le afecta tanto porque lo acostamos de lado con una almohada especial, pero los medicamentos del asma para nosotros son elevados pues no ganamos mucho”, dijo el padre de Carlos Alberto.

Desde hace 4 semanas estos jóvenes están en la ciudad de Córdoba y han sobrevivido y comprado los medicamentos de su hijo poco a poco, él cortando caña lo que le permitió comprar uno de las 4 medicinas, sin embargo al ser estas de “uso seguido” se van terminando.

La mamá del menor, Alejandra, expresó que únicamente los medicamentos se los dan cuando este presenta un ataque de asma, mismos que vienen más seguidos pues los cambios de clima complica la salud del menor de 11 meses.

Combivent solución para nebulizador, combivent en spray, pulmicost y fluyicasona para uso infantil son los medicamentos que Carlos Alberto requiere, pues el temor de sus padres es que en un ataque de asma el menor pueda morir ante sus ojos.

“Los medicamentos del asma de mi niño no están a mi alcance por el dinero que cuestan, por ello recurrimos al apoyo de la ciudadanía, nos recomendaron pedir apoyo a través de los medios”, expresó el papá

En su localidad ambos laboraban en el campo, pero al no alcanzarles en dinero optaron por venirse a Córdoba, ella laboraba cortando pápalo y pipicha mientras que él cortaba café o caña.

Foto: Guadalupe Castillo | El Sol de Córdoba

Afortunadamente una buena persona se apareció en el camino de Mario, Alejandra y Carlos Alberto pues esta persona les ofreció un cuarto donde por el momento no les cobran el quedarse, pero saben que no es lo correcto.

El padre del menor, dijo que el costo de los medicamentos de su hijo es de aproximadamente mil 700 pesos, una cantidad que ellos no pueden solventar, por ello buscan apoyo de la ciudadanía para poder obtener estos medicamentos.

“Una personas nos dio un nebulizador que tenía en su casa, estaba limpio y cuidado, es lo usamos para nuestros hijo y cuando le damos los medicamentos, pero hay otras medicinas que no le hemos podido comprar del todo, nos dieron uno que ya estaba empezado y eso lo agradecemos pues lo que ha tenido con vida y con nosotros”.

Foto: Guadalupe Castillo | El Sol de Córdoba

Ambos han acudido al Hospital del IMSS de la ciudad de Córdoba pero al no contar con seguro médico no les proporcionaron los medicamentos que Carlos Alberto requiere y al ir al DIF de la ciudad les expresaron no tener medicamentos de ningún tipo.

“Como queremos a nuestro hijo queremos buscar que se recupere y que esté estable para que nosotros estemos bien , no comemos o dormimos por ver que no le vaya a dar un ataque”.

Al decir de los entrevistados, no quieren dejar todo en el apoyo de las personas, sino que empezarán a laborar, ella hará tortillas de mano en un local del mercadito mientras que el encontró un buen precio por la venta de papas fritas y ese será su sustento., “mi hijo vendrá conmigo a la venta de las papás no lo podemos dejar solo”.

Foto: Guadalupe Castillo | El Sol de Córdoba

Mario, con tristeza en sus ojos dijo que cuando a su hijo le da un ataque de asma, sus labios se tornan morados y se “chapea”, deben de moverlo y poco a poco hacer que vuelva a mirarlos, así saben que ya está volviendo en sí y que es momento de darle el medicamento. En esta semana ha tenido 3 ataques.

Los padres están dispuestos a ir por la ayuda a donde se les pueda indicar y dejan el contacto de unos familiares para que puedan ser localizados, pues ellos no cuentan con teléfono propio, 272-701-06-90 y 271-231-65-63, preguntar por Mario.

Córdoba, Ver.- Dos jóvenes padres de familia buscan apoyo de la ciudadanía pues su pequeño hijo Carlos Alberto de 11 meses padece de asma, el miedo de ellos es que en un ataque de asfixia su menor pueda fallecer, los medicamentos que requiere no están a su alcance económico

Originarios de Coxititla perteneciente al municipio de Tequila, Mario López y Alejandra Tequihuactle de 30 y 20 años respectivamente, luchan día a día por la salud de su único hijo, quien a la semana de nacido fue detectado con el padecimiento del asma.

Foto: Guadalupe Castillo | El Sol de Córdoba

“Él también tiene problemas de malformación craneoencefálica que no le afecta tanto porque lo acostamos de lado con una almohada especial, pero los medicamentos del asma para nosotros son elevados pues no ganamos mucho”, dijo el padre de Carlos Alberto.

Desde hace 4 semanas estos jóvenes están en la ciudad de Córdoba y han sobrevivido y comprado los medicamentos de su hijo poco a poco, él cortando caña lo que le permitió comprar uno de las 4 medicinas, sin embargo al ser estas de “uso seguido” se van terminando.

La mamá del menor, Alejandra, expresó que únicamente los medicamentos se los dan cuando este presenta un ataque de asma, mismos que vienen más seguidos pues los cambios de clima complica la salud del menor de 11 meses.

Combivent solución para nebulizador, combivent en spray, pulmicost y fluyicasona para uso infantil son los medicamentos que Carlos Alberto requiere, pues el temor de sus padres es que en un ataque de asma el menor pueda morir ante sus ojos.

“Los medicamentos del asma de mi niño no están a mi alcance por el dinero que cuestan, por ello recurrimos al apoyo de la ciudadanía, nos recomendaron pedir apoyo a través de los medios”, expresó el papá

En su localidad ambos laboraban en el campo, pero al no alcanzarles en dinero optaron por venirse a Córdoba, ella laboraba cortando pápalo y pipicha mientras que él cortaba café o caña.

Foto: Guadalupe Castillo | El Sol de Córdoba

Afortunadamente una buena persona se apareció en el camino de Mario, Alejandra y Carlos Alberto pues esta persona les ofreció un cuarto donde por el momento no les cobran el quedarse, pero saben que no es lo correcto.

El padre del menor, dijo que el costo de los medicamentos de su hijo es de aproximadamente mil 700 pesos, una cantidad que ellos no pueden solventar, por ello buscan apoyo de la ciudadanía para poder obtener estos medicamentos.

“Una personas nos dio un nebulizador que tenía en su casa, estaba limpio y cuidado, es lo usamos para nuestros hijo y cuando le damos los medicamentos, pero hay otras medicinas que no le hemos podido comprar del todo, nos dieron uno que ya estaba empezado y eso lo agradecemos pues lo que ha tenido con vida y con nosotros”.

Foto: Guadalupe Castillo | El Sol de Córdoba

Ambos han acudido al Hospital del IMSS de la ciudad de Córdoba pero al no contar con seguro médico no les proporcionaron los medicamentos que Carlos Alberto requiere y al ir al DIF de la ciudad les expresaron no tener medicamentos de ningún tipo.

“Como queremos a nuestro hijo queremos buscar que se recupere y que esté estable para que nosotros estemos bien , no comemos o dormimos por ver que no le vaya a dar un ataque”.

Al decir de los entrevistados, no quieren dejar todo en el apoyo de las personas, sino que empezarán a laborar, ella hará tortillas de mano en un local del mercadito mientras que el encontró un buen precio por la venta de papas fritas y ese será su sustento., “mi hijo vendrá conmigo a la venta de las papás no lo podemos dejar solo”.

Foto: Guadalupe Castillo | El Sol de Córdoba

Mario, con tristeza en sus ojos dijo que cuando a su hijo le da un ataque de asma, sus labios se tornan morados y se “chapea”, deben de moverlo y poco a poco hacer que vuelva a mirarlos, así saben que ya está volviendo en sí y que es momento de darle el medicamento. En esta semana ha tenido 3 ataques.

Los padres están dispuestos a ir por la ayuda a donde se les pueda indicar y dejan el contacto de unos familiares para que puedan ser localizados, pues ellos no cuentan con teléfono propio, 272-701-06-90 y 271-231-65-63, preguntar por Mario.

Policiaca

Vuelca tráiler a la altura de Magueyes

Al parecer el conductor perdió el control del volante en la autopista Veracruz- Puebla, tramo Ciudad Mendoza- Esperanza

Local

Sonidos especiales; investigador graba 400 especies de pájaros

El biólogo Fernando González García, oriundo de Agua Dulce, indica que el estado tiene alrededor de 700 especies de pájaros y en la colección se tiene documentado a 400 especies

Local

Relatos: Creyeron era un coyote y ¡resultó un nahual!

En esta entrega Miguel Valera nos cuenta sobre las historias de unos pobladores que fueron asechados por un nahual

Policiaca

Vuelca tráiler a la altura de Magueyes

Al parecer el conductor perdió el control del volante en la autopista Veracruz- Puebla, tramo Ciudad Mendoza- Esperanza

Local

Sonidos especiales; investigador graba 400 especies de pájaros

El biólogo Fernando González García, oriundo de Agua Dulce, indica que el estado tiene alrededor de 700 especies de pájaros y en la colección se tiene documentado a 400 especies

Local

Relatos: Creyeron era un coyote y ¡resultó un nahual!

En esta entrega Miguel Valera nos cuenta sobre las historias de unos pobladores que fueron asechados por un nahual

Local

11 veces lo detuvieron por su alcoholismo y drogadicción

A los 12 años, Rodolfo "X" empezó su consumo de alcohol en la secundaria por sentirse parte de su grupo de amigos

Local

En espera de un órgano para trasplante, 700 veracruzanos

De las 700 personas que están en espera, cerca del 55 por ciento son hombres y 45 por ciento mujeres, y sus edades oscilan entre los 20 y los 50 años

Local

Depresión en pandemia; tienes que saber esto sobre el tema

La doctora Abigail explica que durante la pandemia por Covid-19, la depresión ha aumentado en la población