/ jueves 7 de septiembre de 2023

Amparo que concedió SCJN a GiRE no invalida artículos de Código Penal Federal: obispos

Toda vida humana, desde la concepción hasta la muerte natural, es digna

Orizaba, Ver.- La sentencia de amparo y protección de la justicia que concedió la Suprema Corte de Justicia de la Nación a la A C. Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE), para que pueda ejercer de forma plena su objeto social que implica entre otras cosas, la promoción y defensa del aborto, así como el acompañamiento legal a las personas que quieran realizarlo de manera consentida, no constituye una declaración general de invalidez de los artículos que prohíben el aborto en el Código Penal Federal.

Así lo expresaron los Obispos de México, quienes resaltaron, mediante un comunicado de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), que dichos artículos siguen vigentes para el resto de la población, es decir, que no representa una obligación para que los Congresos locales se precipiten a despenalizar el aborto en sus respectivos Códigos Penales.

Te podría interesar: ¿Cuáles son los retos que presenta la educación? CEM explica

Lo que sí vuelve evidente es una realidad social que deben entender como pastores con la debida diligencia.

En el documento destacaron que, junto al esfuerzo por velar en bien de la dignidad amenazada de la persona, la violencia sistemática ejercida en contra de las mujeres es deplorable y debe ser excluida de la cultura, creando normas y leyes que para tal efecto sean verdaderamente justas.

"Concepción y el nacimiento de una nueva vida humana representan un bien cuyo valor es infinito"

Abundaron que la concepción y el nacimiento de una nueva vida humana representan un bien cuyo valor es infinito. Su cuidado y protección no es una responsabilidad que concierne solamente a mujer gestante, sino a la sociedad en su conjunto, que “no puede lavarse las manos suprimiendo al más débil, la persona naciente, sino que está llamada a generar mejores condiciones para acoger la vida y no descartarla.

Por ello: “Nos oponemos a cualquier forma de violencia en contra de las mujeres, tanto de aquellas que se vean orilladas a acudir al aborto a causa del abandono y de la soledad bajo condiciones de omisión, presión o injusticia, y las más vulnerables, aquellas que se encuentran junto con los niños inocentes aún dentro del vientre de sus madres. Hay que ser firmes con la verdad, pero comprensivos con las personas y sus circunstancias”.

¿Ya nos sigues en Google News Showcase? Es gratis

El aborto provocado al ser despenalizado normaliza la cultura del descarte y deja sin responsabilidad a las autoridades y a la sociedad en su conjunto del cuidado y protección de toda vida humana. Asimismo, la legalización del aborto desgasta los cimientos del estado de derecho, distorsiona el concepto y la práctica de los derechos humanos, con lo cual se mina el bien común (sic).

Subrayaron que toda vida humana, desde la concepción hasta la muerte natural, es digna, independientemente de sus condiciones y eventualidades, por lo que consideraron que existen atenuantes para la exención de pena corpórea (privación de la libertad), sin que esto implique la legalización del aborto, ni la negación de su gravedad, ni, menos aún, la reivindicación de su licitud. “El aborto provocado nunca será una opción moral, ni legítima”.

Lee más: Lleva Pastoral Social más ayuda a damnificados de Zongolica

Agregaron que, en temas relevantes como este, es preciso proceder con cuidado a la reflexión, al discernimiento y discusión social, sin los cuales se minan los fundamentos de un Estado democrático de Derecho.

Además de que la interpretación forzada de los derechos humanos sin tomar en cuenta los instrumentos nacionales e internacionales que protegen el derecho a la vida como un derecho universal, es un retroceso jurídico y democrático.

Lamentamos que, en estos momentos de violencia lacerante en el país, desde esta instancia Suprema, que debería velar por la justicia, el derecho y la paz social, se contribuya a polarizar a la sociedad e infringir otras fracturas en el tejido social

"Violencia y discriminación no se combaten con las mismas"

Destacaron que la violencia y la discriminación no se combaten con más violencia y discriminación. Las soluciones que se tienen que construir entre todos requieren ser máximamente inclusivas, solidarias y democráticas, sin hacer prevalecer a una persona sobre otra.

“Sería lamentable institucionalizar la violencia contra el débil con la permisión de la ley. Una sociedad que acoge la vida debe cuidar todas las vidas, la de la mujer y la de la persona humana naciente, su protección debe ser procurada por el estado y por las instituciones de la sociedad civil, comenzando por los menos favorecidos”.

Te recomendamos leer: Errores en libros de texto podrían afectar a las clases más vulnerables: Diócesis de Orizaba

Esto, añadieron, requiere un auxilio solidario y subsidiario a las familias, madres solteras, niños y niñas huérfanas y/o en abandono; de una educación afectiva sexual integral y la búsqueda de ejercicios de paternidad responsables.

Con esto también se reconoce la necesidad de políticas positivas que deben de ser promovidas pluralmente para procurar que siempre se disponga de alternativas concretas, posibles y honrosas al aborto provocado. De otra manera, la legalización del aborto provocado significa el reconocimiento de la impotencia estatal y de la sociedad civil organizada, ante las causas que llevan a las mujeres a considerar el aborto como una solución, sin atender aquello que es el verdadero problema.

Orizaba, Ver.- La sentencia de amparo y protección de la justicia que concedió la Suprema Corte de Justicia de la Nación a la A C. Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE), para que pueda ejercer de forma plena su objeto social que implica entre otras cosas, la promoción y defensa del aborto, así como el acompañamiento legal a las personas que quieran realizarlo de manera consentida, no constituye una declaración general de invalidez de los artículos que prohíben el aborto en el Código Penal Federal.

Así lo expresaron los Obispos de México, quienes resaltaron, mediante un comunicado de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), que dichos artículos siguen vigentes para el resto de la población, es decir, que no representa una obligación para que los Congresos locales se precipiten a despenalizar el aborto en sus respectivos Códigos Penales.

Te podría interesar: ¿Cuáles son los retos que presenta la educación? CEM explica

Lo que sí vuelve evidente es una realidad social que deben entender como pastores con la debida diligencia.

En el documento destacaron que, junto al esfuerzo por velar en bien de la dignidad amenazada de la persona, la violencia sistemática ejercida en contra de las mujeres es deplorable y debe ser excluida de la cultura, creando normas y leyes que para tal efecto sean verdaderamente justas.

"Concepción y el nacimiento de una nueva vida humana representan un bien cuyo valor es infinito"

Abundaron que la concepción y el nacimiento de una nueva vida humana representan un bien cuyo valor es infinito. Su cuidado y protección no es una responsabilidad que concierne solamente a mujer gestante, sino a la sociedad en su conjunto, que “no puede lavarse las manos suprimiendo al más débil, la persona naciente, sino que está llamada a generar mejores condiciones para acoger la vida y no descartarla.

Por ello: “Nos oponemos a cualquier forma de violencia en contra de las mujeres, tanto de aquellas que se vean orilladas a acudir al aborto a causa del abandono y de la soledad bajo condiciones de omisión, presión o injusticia, y las más vulnerables, aquellas que se encuentran junto con los niños inocentes aún dentro del vientre de sus madres. Hay que ser firmes con la verdad, pero comprensivos con las personas y sus circunstancias”.

¿Ya nos sigues en Google News Showcase? Es gratis

El aborto provocado al ser despenalizado normaliza la cultura del descarte y deja sin responsabilidad a las autoridades y a la sociedad en su conjunto del cuidado y protección de toda vida humana. Asimismo, la legalización del aborto desgasta los cimientos del estado de derecho, distorsiona el concepto y la práctica de los derechos humanos, con lo cual se mina el bien común (sic).

Subrayaron que toda vida humana, desde la concepción hasta la muerte natural, es digna, independientemente de sus condiciones y eventualidades, por lo que consideraron que existen atenuantes para la exención de pena corpórea (privación de la libertad), sin que esto implique la legalización del aborto, ni la negación de su gravedad, ni, menos aún, la reivindicación de su licitud. “El aborto provocado nunca será una opción moral, ni legítima”.

Lee más: Lleva Pastoral Social más ayuda a damnificados de Zongolica

Agregaron que, en temas relevantes como este, es preciso proceder con cuidado a la reflexión, al discernimiento y discusión social, sin los cuales se minan los fundamentos de un Estado democrático de Derecho.

Además de que la interpretación forzada de los derechos humanos sin tomar en cuenta los instrumentos nacionales e internacionales que protegen el derecho a la vida como un derecho universal, es un retroceso jurídico y democrático.

Lamentamos que, en estos momentos de violencia lacerante en el país, desde esta instancia Suprema, que debería velar por la justicia, el derecho y la paz social, se contribuya a polarizar a la sociedad e infringir otras fracturas en el tejido social

"Violencia y discriminación no se combaten con las mismas"

Destacaron que la violencia y la discriminación no se combaten con más violencia y discriminación. Las soluciones que se tienen que construir entre todos requieren ser máximamente inclusivas, solidarias y democráticas, sin hacer prevalecer a una persona sobre otra.

“Sería lamentable institucionalizar la violencia contra el débil con la permisión de la ley. Una sociedad que acoge la vida debe cuidar todas las vidas, la de la mujer y la de la persona humana naciente, su protección debe ser procurada por el estado y por las instituciones de la sociedad civil, comenzando por los menos favorecidos”.

Te recomendamos leer: Errores en libros de texto podrían afectar a las clases más vulnerables: Diócesis de Orizaba

Esto, añadieron, requiere un auxilio solidario y subsidiario a las familias, madres solteras, niños y niñas huérfanas y/o en abandono; de una educación afectiva sexual integral y la búsqueda de ejercicios de paternidad responsables.

Con esto también se reconoce la necesidad de políticas positivas que deben de ser promovidas pluralmente para procurar que siempre se disponga de alternativas concretas, posibles y honrosas al aborto provocado. De otra manera, la legalización del aborto provocado significa el reconocimiento de la impotencia estatal y de la sociedad civil organizada, ante las causas que llevan a las mujeres a considerar el aborto como una solución, sin atender aquello que es el verdadero problema.

Local

Incendios en Altas Montañas fueron controlados, regresa la calma

Arduas laborales de brigadistas lograron con éxito el control total de los incendios, incluyendo el más reciente en el municipio de Atlahuilco

Local

Por mantenimiento; teleférico de Orizaba suspende actividades

Explican que este mantenimiento o revisión, se programa cada dos o tres meses, depende la situación

Doble Vía

Comienza la temporada de papalotes en Orizaba, ¿dónde puedes comprar uno?

Los ofrecen en redes sociales, tianguis, mercados y colonias populares a precios accesibles

Deportes

“Pequeño Dragón”, un luchador que hace del bando técnico un estilo de vida

Su bando le ha enseñado a pelear limpio, tener más técnica y te luces más; también tiene la escuela ruda donde las fechorías son parte de esta pelea

Cultura

Orquesta Clásica de Orizaba prepara su festejo a las infancias, fecha y sede del concierto

De los 39 años que lleva la Orquesta Clásica de Orizaba, al menos 30 han sido los que año realizan este concierto

Doble Vía

¿Sin regalo para el 10 de Mayo? Y si le compras a tu mamá una “chancla de oro”

¿Ya compraste el regalo para mamá? En Orizaba te presentan una opción para que le saques una sonrisa llena de ternura