/ viernes 26 de febrero de 2021

El cañón de Río Blanco, de los más dañados por la tala

En el parque nacional Cañón de Río Blanco se comete la tala ilegal, cambio de uso de suelo forestal y daños a especies silvestres

La cacería furtiva, tala ilegal, el cambio de uso de suelo forestal, provocación de incendios forestales, desmonte de vegetación natural y daño a especies silvestres son algunos de los ilícitos que se cometen en las áreas naturales protegidas en Veracruz.

Desde el Cofre de Perote, el Pico de Orizaba, el Cañón de Río Blanco, el Sistema Arrecifal de Veracuz y Lobos-Tuxpan, hasta la Reserva de la Biósfera Los Tuxtlas, las zonas naturales registran daños a consecuencia de las actividades cometidas contra el medio ambiente.

Foto: Eduardo Murillo | Diario de Xalapa

Según la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), perteneciente a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), en el parque nacional Cañón de Río Blanco, que abarca los municipios de Orizaba, Fortín de las Flores, Ixtaczoquitlán, Atzacan, Nogales, Camerino Z. Mendoza, Maltrata, Aquila, Río Blanco, Rafael Delgado, Acultzingo y Soledad Atzompa, se comete la tala ilegal, cambio de uso de suelo forestal y daños a especies silvestres.

En los Sistemas Arrecifales Veracruz y Lobo-Tuxpan hay daños de arrecifes y pesca ilegal.

Mientras que en la Reserva de la Biósfera de Los Tuxtlas – que comprende los municipios de Ángel R. Cabada, Santiago Tuxtla, San Andrés Tuxtla, Catemaco, Mecayapan, Tatahuicapan de Juárez, Soteapan y Pajapanel tráfico de especies silvestres, la cacería y la tala ilegal, así como el cambio de uso de suelo, son los delitos que más afectan a la zona.

Sumado a la problemática delictiva, el personal asignado al cuidado de las áreas naturales es escasa: para este 2021, el Cofre de Perote, Reserva Los Tuxtlas, Pico de Orizaba, Sistema Arrecifal Lobos Tuxpan, cuentan con una plantilla entre 2 a 3 trabajadores, excepto el Sistema Arrecifal Veracruz, en donde hay asignados ocho trabajadores.

Según las cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), por delitos contra el ambiente y la gestión ambiental, del fuero federal, durante 2015 a enero de 2021, en Veracruz se registraron 250 denuncias.

En contraste con los datos del ámbito federal, la concentración de delitos ambientales del fuero común en Veracruz es más drástica, pues en el mismo periodo, se iniciaron 686 carpetas de investigación por delitos contra el medio ambiente.

Foto: Eduardo Murillo | Diario de Xalapa

Cabe mencionar que la diferencia entre los delitos del fuero común y federal radica en la competencia de acuerdo con la zona afectada; de esta manera, en el ámbito federal, se ubican las Áreas Naturales Protegidas.

Asimismo, los delitos contra el medio ambiente en la entidad veracruzana no sólo persisten, sino registran una tendencia al alza, según la Incidencia Delictiva del Fuero Común.

En el 2015 se contabilización tres denuncias por estos ilícitos, número que, en el 2016, pasó a 6 casos; a partir de 2017, la cifra anual por delitos contra el medio ambiente alcanzó un total de 123 carpetas de investigación.

Foto: Eduardo Murillo | Diario de Xalapa

Mientras que en 2018 tuvo un ligero descenso al registrar 105 delitos; posteriormente, en 2019 y 2020, sumaron 218 y 219 denuncias, respectivamente.

En enero de este año, la incidencia de delitos ambientales del fuero común fue de 12 ilícitos cometidos en Veracruz.

La cacería furtiva, tala ilegal, el cambio de uso de suelo forestal, provocación de incendios forestales, desmonte de vegetación natural y daño a especies silvestres son algunos de los ilícitos que se cometen en las áreas naturales protegidas en Veracruz.

Desde el Cofre de Perote, el Pico de Orizaba, el Cañón de Río Blanco, el Sistema Arrecifal de Veracuz y Lobos-Tuxpan, hasta la Reserva de la Biósfera Los Tuxtlas, las zonas naturales registran daños a consecuencia de las actividades cometidas contra el medio ambiente.

Foto: Eduardo Murillo | Diario de Xalapa

Según la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), perteneciente a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), en el parque nacional Cañón de Río Blanco, que abarca los municipios de Orizaba, Fortín de las Flores, Ixtaczoquitlán, Atzacan, Nogales, Camerino Z. Mendoza, Maltrata, Aquila, Río Blanco, Rafael Delgado, Acultzingo y Soledad Atzompa, se comete la tala ilegal, cambio de uso de suelo forestal y daños a especies silvestres.

En los Sistemas Arrecifales Veracruz y Lobo-Tuxpan hay daños de arrecifes y pesca ilegal.

Mientras que en la Reserva de la Biósfera de Los Tuxtlas – que comprende los municipios de Ángel R. Cabada, Santiago Tuxtla, San Andrés Tuxtla, Catemaco, Mecayapan, Tatahuicapan de Juárez, Soteapan y Pajapanel tráfico de especies silvestres, la cacería y la tala ilegal, así como el cambio de uso de suelo, son los delitos que más afectan a la zona.

Sumado a la problemática delictiva, el personal asignado al cuidado de las áreas naturales es escasa: para este 2021, el Cofre de Perote, Reserva Los Tuxtlas, Pico de Orizaba, Sistema Arrecifal Lobos Tuxpan, cuentan con una plantilla entre 2 a 3 trabajadores, excepto el Sistema Arrecifal Veracruz, en donde hay asignados ocho trabajadores.

Según las cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), por delitos contra el ambiente y la gestión ambiental, del fuero federal, durante 2015 a enero de 2021, en Veracruz se registraron 250 denuncias.

En contraste con los datos del ámbito federal, la concentración de delitos ambientales del fuero común en Veracruz es más drástica, pues en el mismo periodo, se iniciaron 686 carpetas de investigación por delitos contra el medio ambiente.

Foto: Eduardo Murillo | Diario de Xalapa

Cabe mencionar que la diferencia entre los delitos del fuero común y federal radica en la competencia de acuerdo con la zona afectada; de esta manera, en el ámbito federal, se ubican las Áreas Naturales Protegidas.

Asimismo, los delitos contra el medio ambiente en la entidad veracruzana no sólo persisten, sino registran una tendencia al alza, según la Incidencia Delictiva del Fuero Común.

En el 2015 se contabilización tres denuncias por estos ilícitos, número que, en el 2016, pasó a 6 casos; a partir de 2017, la cifra anual por delitos contra el medio ambiente alcanzó un total de 123 carpetas de investigación.

Foto: Eduardo Murillo | Diario de Xalapa

Mientras que en 2018 tuvo un ligero descenso al registrar 105 delitos; posteriormente, en 2019 y 2020, sumaron 218 y 219 denuncias, respectivamente.

En enero de este año, la incidencia de delitos ambientales del fuero común fue de 12 ilícitos cometidos en Veracruz.

Local

Alerta en Veracruz por intensas lluvias; toma precauciones

La Dirección de Protección Civil exhortó a los sectores sociales, público y privado a extremar precauciones

Local

Habitantes de la Sierra de Zongolica en alerta por las lluvias; piden tomar precauciones

Revelan que tras el aguacero del viernes 14 de junio, el campo de futbol donde juega el equipo de Zongolica quedó convertido en una gigantesca laguna

Local

Invierten familias entre 500 y 1,500 pesos en el regalo para papá

Sara, Francisco y Emilio se reunieron y visitaron las tiendas departamentales para comprar el obsequio que éste 16 de junio entregarán a su papá

Local

Docentes en La Perla entonan el Himno Nacional de México en versión náhuatl [Video]

La idea es tratar de preservar la lengua madre como parte del Encuentro del Magisterio Veracruzano

Local

Glorietas en lugar de semáforos en Orizaba, ¿serían una opción?

El alcalde de la ciudad comentó que las glorietas serían más funcionales que los semáforos

Ecología

Microclimas podrían poner en peligro de extinción a las orquídeas: biólogo

Este jardín tiene alrededor de 124 especies que no están en ningún otro jardín botánico del mundo