/ viernes 24 de septiembre de 2021

Salvó vidas en el Pico; conoce la historia de Citla

Convocan a alpinistas que lo conocieron a acudir hasta el lugar donde lo sepultaron a 4 mil 100 metros sobre el nivel del mar

Orizaba, Ver.- Montañistas que conocieron al perro Citla, el guardián de la montaña, ascenderán a donde el can fue enterrado hace cuatro años, para compartir recuerdos de los ascensos y descensos que hacían al Pico de Orizaba acompañados por el can que vivió muchos años en el bosque.

El lugar donde descansa Citla se encuentra a 4 mil 100 metros sobre el nivel del mar / Foto: Cortesía | Layo Aguilar

El alpinista Layo Aguilar, quien lo cuidó durante sus últimos años, convocó en sus redes sociales a quienes comparten el gusto por el montañismo y lo conocieron a que se unan y lleguen hasta el lugar donde lo sepultaron a 4 mil 100 metros sobre el nivel del mar, al lado de su piedra favorita; donde cada mañana esperaba a los montañistas a los que acompañaba en sus expediciones.

Una de las historias que se cuentan de Citla es que el perro nació hace 15 años, cerca de la pluma del Gran Telescopio Milimétrico y vivió sólo, en el Pico de Orizaba, sobreviviendo con la comida que le daban algunos escaladores. Dicen que el "Perro de las nieves", como le nombraron, salvó a muchos excursionistas de quienes se convertía en guía cuando notaba que éstos se habían perdido o estaban en peligro.

El guardián de la montaña fue considerado como uno de los guías de alpinismo más experimentados del mundo / Foto: Cortesía | Layo Aguilar

Otra historia, de la que da cuenta la página www.mexicopetfriendly.com, dice que en el año 2012, una familia escaló la montaña, pero una tormenta de nieve cubrió los senderos e hizo imposible continuar el ascenso. Fue entonces cuando escucharon los ladridos de Citla y la familia caminó hacia él, que moviendo su cola los esperaba para guiarlos hasta el refugio. Comenzaron a buscar a su dueño para agradecerle porque su perro los salvó, pero nunca lo encontraron.

Otra historia narra que en una de las expediciones una jovencita presentaba inicios de hipotermia, el perro lo notó y no dejaba de ladrarle a ella y a su familia para que le pusieran atención. Creían que el perro estaba jugando, pero la chica comenzó a tener alucinaciones y la atendieron enseguida. Su madre dijo que si no fuera por Citla su hija hubiera fallecido; así que ella fue una de las personas que subió la montaña, cuando sepultaron al can, como agradecimiento por haber salvado la vida de su hija.

Te puede interesar: Murió Citla, el guardián del Pico de Orizaba

El guardián de la montaña fue considerado como uno de los guías de alpinismo más experimentados del mundo. Como buen perro, conocía las tres rutas de ascenso de la cara Sur del pico de Orizaba, y a veces subía a la cumbre, a 5 mil 630 metros sobre el nivel del mar; siempre acompañaba a los alpinistas y percibía a los que sufrían del “mal de montaña”, de quienes no se separaba.

Citla vivía solo en el Pico de Orizaba sobreviviendo con la comida que le daban algunos escaladores / Foto: Cortesía | Layo Aguilar

Su fama fue tal que en una ocasión lo trajeron a la ciudad de Orizaba, donde fue recibido con gusto y muchos abrazos de parte de niños y adultos que llegaron hasta el parque de la Concordia, para tomarse fotos con él.

A cuatro años de su partida, el jefe “Layo” Aguilar su protector y quien lo cuidó al final, invitó a los montañistas a recordarlo como el mejor amigo del hombre, porque su fidelidad incondicional no tuvo precio.

Cuando lo trajeron a la ciudad de Orizaba, Citla fue recibido con gusto y muchos abrazos de parte de niños y adultos / Foto: Miguel Castillo | El Sol de Orizaba

Orizaba, Ver.- Montañistas que conocieron al perro Citla, el guardián de la montaña, ascenderán a donde el can fue enterrado hace cuatro años, para compartir recuerdos de los ascensos y descensos que hacían al Pico de Orizaba acompañados por el can que vivió muchos años en el bosque.

El lugar donde descansa Citla se encuentra a 4 mil 100 metros sobre el nivel del mar / Foto: Cortesía | Layo Aguilar

El alpinista Layo Aguilar, quien lo cuidó durante sus últimos años, convocó en sus redes sociales a quienes comparten el gusto por el montañismo y lo conocieron a que se unan y lleguen hasta el lugar donde lo sepultaron a 4 mil 100 metros sobre el nivel del mar, al lado de su piedra favorita; donde cada mañana esperaba a los montañistas a los que acompañaba en sus expediciones.

Una de las historias que se cuentan de Citla es que el perro nació hace 15 años, cerca de la pluma del Gran Telescopio Milimétrico y vivió sólo, en el Pico de Orizaba, sobreviviendo con la comida que le daban algunos escaladores. Dicen que el "Perro de las nieves", como le nombraron, salvó a muchos excursionistas de quienes se convertía en guía cuando notaba que éstos se habían perdido o estaban en peligro.

El guardián de la montaña fue considerado como uno de los guías de alpinismo más experimentados del mundo / Foto: Cortesía | Layo Aguilar

Otra historia, de la que da cuenta la página www.mexicopetfriendly.com, dice que en el año 2012, una familia escaló la montaña, pero una tormenta de nieve cubrió los senderos e hizo imposible continuar el ascenso. Fue entonces cuando escucharon los ladridos de Citla y la familia caminó hacia él, que moviendo su cola los esperaba para guiarlos hasta el refugio. Comenzaron a buscar a su dueño para agradecerle porque su perro los salvó, pero nunca lo encontraron.

Otra historia narra que en una de las expediciones una jovencita presentaba inicios de hipotermia, el perro lo notó y no dejaba de ladrarle a ella y a su familia para que le pusieran atención. Creían que el perro estaba jugando, pero la chica comenzó a tener alucinaciones y la atendieron enseguida. Su madre dijo que si no fuera por Citla su hija hubiera fallecido; así que ella fue una de las personas que subió la montaña, cuando sepultaron al can, como agradecimiento por haber salvado la vida de su hija.

Te puede interesar: Murió Citla, el guardián del Pico de Orizaba

El guardián de la montaña fue considerado como uno de los guías de alpinismo más experimentados del mundo. Como buen perro, conocía las tres rutas de ascenso de la cara Sur del pico de Orizaba, y a veces subía a la cumbre, a 5 mil 630 metros sobre el nivel del mar; siempre acompañaba a los alpinistas y percibía a los que sufrían del “mal de montaña”, de quienes no se separaba.

Citla vivía solo en el Pico de Orizaba sobreviviendo con la comida que le daban algunos escaladores / Foto: Cortesía | Layo Aguilar

Su fama fue tal que en una ocasión lo trajeron a la ciudad de Orizaba, donde fue recibido con gusto y muchos abrazos de parte de niños y adultos que llegaron hasta el parque de la Concordia, para tomarse fotos con él.

A cuatro años de su partida, el jefe “Layo” Aguilar su protector y quien lo cuidó al final, invitó a los montañistas a recordarlo como el mejor amigo del hombre, porque su fidelidad incondicional no tuvo precio.

Cuando lo trajeron a la ciudad de Orizaba, Citla fue recibido con gusto y muchos abrazos de parte de niños y adultos / Foto: Miguel Castillo | El Sol de Orizaba

Local

Pico de Orizaba: Accidentes mortales de alpinistas que escalaron el volcán

Los accidentes más impactantes y que acabaron con la vida de varios alpinistas en el Pico de Orizaba comenzaron a suceder en el año 2016

Local

Comienzan trabajos previos para cambiar cable del Teleférico de Orizaba

Fernando Trueba Coll, coordinador de Turismo en el Pueblo Mágico explica en entrevista para El Sol de Orizaba que lo que se hace es el empalme o unión del cable viejo con el nuevo

Policiaca

Rescatistas encontraron el cuerpo del guía de los alpinistas en el Pico de Orizaba

Autoridades de Puebla informan que continuarán con la búsqueda del último alpinista identificado como José Luis “N” en el Pico de Orizaba

Local

"No hay responsabilidad": crece el abandono de mascotas en la zona de Orizaba

El grupo de Huellitas Orizaba explica en la zona reciben cerca de 10 mensajes o llamadas diarias de personas que ya no pueden tener a su mascota

Salud

Medio año sin Covid en Río Blanco; preocupan casos de neumonía

Casos de Covid, por lo menos en los últimos seis meses, no se han registrado en el hospital

Local

Temen jubilados que Ingenio "El Carmen" se declare en bancarrota por adedudos con el IMSS

Comentan que la empresa les debe aproximadamente siete meses de pago y bonos a 240 jubilados