/ miércoles 24 de junio de 2020

Ser paramédico, es amar lo que haces y servir a los demás

Julio Malpica explica que, ser paramédico requiere de la voluntad y la fuerza del corazón, también de sacrificios por las horas de estudio

Fortín, Ver.- Al escuchar la expresión, "de la vista nace el amor", para Julio César Malpica Ojeda así fue, desde que era niño veía a sus familiares llegar a casa y contar como les había en su jornada laboral, las experiencias buenas y malas, tomando esto como iniciativa, ahora lleva más de 10 años siendo paramédico, actualmente incursionando como Coordinador dentro de Cruz Ámbar de Fortín, cada día aprende y ve cosa nuevas y diferentes.

Desde los 14 años, Julio Malpica ha dedicado cada momento de su vida a ser paramédico voluntario,muchas veces hemos tenido mucho trabajo y otros no tanto”, mencionó que en su familia existen paramédicos quienes cada tarde noche llegaban a casa luego dela jornada laboral, y se ponían a contar las experiencias buenas o malas, la actividad del día y lo que ellos realizaban, y fue allí cuando él decidió tomar el camino de ayudar a quienes lo necesitan.

De esas anécdotas que escuchaba, no pensaba poder llegar a realizarlas años después en una dependencia donde ahora él coordina a los jóvenes voluntarios, pues para todos ellos, la capacitación, trabajo y ganas de hacer lo que les llena el corazón no para por más cansado, triste o nublado que este el día.

Malpica Ojeda desde hace 10 años es paramédico certificado, como tal, tomo sus clases de Técnico en Urgencias Médicas (TUM) en la Cruz Roja de Córdoba y luego esa especialización los cambios de estándares hicieron que se certificara a nivel nacional, teniendo así una preparación profesional para desenvolverse en lo que ahora es.

Uno al ir creciendo tiene algunas metas y objetivos y cuando menos lo esperas te desenvuelves en cosas que no tenías planeada”.

Foto: Cortesía | Julio César Malpica Ojeda

Si bien ser paramédico requiere de la voluntad y la fuerza del corazón, también de sacrificios por las horas de estudio, tener la mente abierta y las expectativas altas, pues en esta profesión las cosas buenas y las malas están al orden del día.

Para Julio César una de las peores experiencias que le ha dejado esta profesión desde sus inicios como voluntario fue en el 2005 cuando un camión de pasajeros tuvo un accidente a la altura de las Cumbres de Maltrata y allí 57 personas perdieron la vida y una sola sobrevivió. “el tiempo que llevamos en el área atendemos cantidades de servicios y ninguno es igual a otro, sin duda este accidente de marco por la cantidad de personas que fallecieron, el camión había perdido los frenos y al entrar a la rampa de emergencia este calló por un barranco”.

Pero así como los malos días de trabajo también están los buenos, mencionó que cuando se hacen rescates exitosos, salvar la vida a una persona, ayudarlo con heridas, atenderlo en un accidente y luego verlo recuperado así como ayudar al parto de bebés, son algunas de las cosas que han marcado su vida y su carrera.

Foto: Cortesía | Julio César Malpica Ojeda

A sus escasos 30 años, este joven paramédico ha tenidos muchas experiencias en su trabajo en Cruz Ámbar y es que el apoyo de sus padres, abuelos y el compañerismos de su área laboral hacen que día a día habrá los ojos para otro más de labor.

Señaló que con el tiempo el aprender a dar un diagnóstico, saber que le ocurre a la persona, ayudar en los accidentes se volvió parte de él, por ello, recomendó a las nuevas generaciones, que el estar dentro de esta rama de la salud es una profesión noble, pero que no es tarea fácil pero que si es su vocación se darán cuenta porque el salvar vidas o que de ti dependan las personas para llegar estables a un nosocomio es de muchas responsabilidad.

Fortín, Ver.- Al escuchar la expresión, "de la vista nace el amor", para Julio César Malpica Ojeda así fue, desde que era niño veía a sus familiares llegar a casa y contar como les había en su jornada laboral, las experiencias buenas y malas, tomando esto como iniciativa, ahora lleva más de 10 años siendo paramédico, actualmente incursionando como Coordinador dentro de Cruz Ámbar de Fortín, cada día aprende y ve cosa nuevas y diferentes.

Desde los 14 años, Julio Malpica ha dedicado cada momento de su vida a ser paramédico voluntario,muchas veces hemos tenido mucho trabajo y otros no tanto”, mencionó que en su familia existen paramédicos quienes cada tarde noche llegaban a casa luego dela jornada laboral, y se ponían a contar las experiencias buenas o malas, la actividad del día y lo que ellos realizaban, y fue allí cuando él decidió tomar el camino de ayudar a quienes lo necesitan.

De esas anécdotas que escuchaba, no pensaba poder llegar a realizarlas años después en una dependencia donde ahora él coordina a los jóvenes voluntarios, pues para todos ellos, la capacitación, trabajo y ganas de hacer lo que les llena el corazón no para por más cansado, triste o nublado que este el día.

Malpica Ojeda desde hace 10 años es paramédico certificado, como tal, tomo sus clases de Técnico en Urgencias Médicas (TUM) en la Cruz Roja de Córdoba y luego esa especialización los cambios de estándares hicieron que se certificara a nivel nacional, teniendo así una preparación profesional para desenvolverse en lo que ahora es.

Uno al ir creciendo tiene algunas metas y objetivos y cuando menos lo esperas te desenvuelves en cosas que no tenías planeada”.

Foto: Cortesía | Julio César Malpica Ojeda

Si bien ser paramédico requiere de la voluntad y la fuerza del corazón, también de sacrificios por las horas de estudio, tener la mente abierta y las expectativas altas, pues en esta profesión las cosas buenas y las malas están al orden del día.

Para Julio César una de las peores experiencias que le ha dejado esta profesión desde sus inicios como voluntario fue en el 2005 cuando un camión de pasajeros tuvo un accidente a la altura de las Cumbres de Maltrata y allí 57 personas perdieron la vida y una sola sobrevivió. “el tiempo que llevamos en el área atendemos cantidades de servicios y ninguno es igual a otro, sin duda este accidente de marco por la cantidad de personas que fallecieron, el camión había perdido los frenos y al entrar a la rampa de emergencia este calló por un barranco”.

Pero así como los malos días de trabajo también están los buenos, mencionó que cuando se hacen rescates exitosos, salvar la vida a una persona, ayudarlo con heridas, atenderlo en un accidente y luego verlo recuperado así como ayudar al parto de bebés, son algunas de las cosas que han marcado su vida y su carrera.

Foto: Cortesía | Julio César Malpica Ojeda

A sus escasos 30 años, este joven paramédico ha tenidos muchas experiencias en su trabajo en Cruz Ámbar y es que el apoyo de sus padres, abuelos y el compañerismos de su área laboral hacen que día a día habrá los ojos para otro más de labor.

Señaló que con el tiempo el aprender a dar un diagnóstico, saber que le ocurre a la persona, ayudar en los accidentes se volvió parte de él, por ello, recomendó a las nuevas generaciones, que el estar dentro de esta rama de la salud es una profesión noble, pero que no es tarea fácil pero que si es su vocación se darán cuenta porque el salvar vidas o que de ti dependan las personas para llegar estables a un nosocomio es de muchas responsabilidad.

Local

Trabajadores toman las instalaciones de la Jurisdicción Sanitaria

Los trabajadores de la Sección 70 de Orizaba piden cesen los descuentos indebidos de casas financieras entre otras demandas laborales

Local

Sin controlar incendio forestal en cerro del municipio de Tenejapan

Convocan al pueblo a unirse para que las llamas no acaben con el bosque de esa zona de las Altas Montañas

Local

Maestra de Atzalan cumple sueño de sus alumnos al llevarlos a pasear a Orizaba

La maestra Paola Bautista González agradeció a las personas que relizaron donaciones para hacer posible este viaje al pueblo Mágico de Orizaba

Local

Solicitudes de asilo en México aumentaron; son cerca de 30 mil

Entre 2013 y 2023, México ha reconocido en condición de refugiadas a poco más de 120 mil personas

Local

Examen admisión UV: van fecha, sedes y horarios para presentarlo, ¿sabes dónde te toca?

Las autoridades de la Universidad Veracruzana en la región dicen que no es necesario llegar una noche antes al examen

Policiaca

Hombre muere al caer de un cuarto piso en Orizaba

De acuerdo con los reportes oficiales el cadáver del individuo se encuentra en las instalaciones del Servicio Médico Forense