/ lunes 11 de marzo de 2024

Repatriarán a migrantes hasta Panamá en autobús

El INM licita transporte para repatriar migrantes a sus países de origen en Centroamérica

El Gobierno de México repatriará vía terrestre a siete países de Centroamérica a los migrantes indocumentados que detenga en su territorio, de acuerdo con una licitación que el Instituto Nacional de Inmigración (INM) lanzó para contratar los autobuses que se encarguen del traslado de los migrantes.

Como parte de las medidas para disminuir los flujos de migrantes que intentan llegar a Estados Unidos, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador contempla pagar hasta 576 millones de pesos por los traslados que iniciarán en la Estación Migratoria Siglo XXI del INM en Tapachula, Chiapas, y cubrirán la ruta por Belice, Guatemala, Costa Rica, El Salvador, Nicaragua, Honduras y Panamá.

Te puede interesar: Los Cabos, la otra cara del paraíso en Baja California Sur

Según la información, a la que El Sol de México tuvo acceso, serán al menos 40 camiones de pasajeros los que deberán estar disponibles “en cualquier momento” para cubrir la ruta internacional de retorno seguro, incluyendo las escalas que durante el trayecto se consideren necesarias para llevar a cabo la entrega de migrantes ante las autoridades correspondientes.

Los autobuses recorrerán, según lo estimado, distancias que irán de los 456 kilómetros a Guatemala –el punto más cercano— hasta unos cuatro mil kilómetros a Panamá — la distancia más larga—. Esta nación es la puerta de entrada a Centroamérica desde el sur del continente y sólo el año pasado, transitaron por su territorio la cifra récord de 204 mil 986 migrantes irregulares en su viaje hacia Estados Unidos, la mayoría de ellos, de acuerdo con información de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), entraron por la selva del Darién, en la frontera con Colombia y llegaron hasta México.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Nuestro país también afronta un flujo migratorio sin precedentes, con la detención sólo el año pasado de un total de 782 mil 176 personas de distintas nacionalidades, incluidos niños, según la OIM. La situación ha provocado que el gobierno de López Obrador refuerce las medidas para contener la llegada de indocumentados, incluyendo que ahora los migrantes que sean detenidos por las autoridades de Estados Unidos sean entregados directamente al INM para que sean devueltos hasta sus lugares de origen. Anteriormente, los migrantes eran devueltos a la frontera mexicana para esperar una audiencia ante un juez migratorio que resolviera su solicitud de asilo.

“El proveedor proporcionará el servicio en el lugar requerido por el personal designado, ya sea en instalaciones del Instituto (oficinas de representación), o fuera de las instalaciones del Instituto o en cualquier parte de la República Mexicana y Centroamérica”, especifica la licitación del INM.

Además detalla que a su regreso a territorio nacional, los camiones contarán con el resguardo de la policía nacional de cada país al que ingresen.

Activistas como Karla Méndez, integrante de Casa Migrante Tapachula, considera “inhumano” el traslado de hasta tres o cuatro días en autobús al que son sometidos los migrantes.

“A medida que los números de migrantes que llegan a la frontera con Estados Unidos siguen creciendo, México ha optado por regresarlos hasta sus países de origen en viajes que duran de hasta cuatro días metidos en un autobús, lo que además de inhumano es violatorio a derechos humanos pues en muchos casos viajan menores e incluso bebés”, afirmó la activista en entrevista.

Consultada al respecto, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) respondió que la “repatriación vía terrestre de ciudadanos de Centroamérica que hayan ingresado de manera irregular al país forma parte de los acuerdos que se han alcanzado desde hace décadas con los gobiernos de la región para lograr un retorno ordenado y seguro”.

El Ministerio de Migración de Guatemala confirmó a este diario que existe un memorándum de entendimiento, que data desde el año 2005, para la repatriación de centroamericanos por vía terrestre, pero destacó que éste se ha ido modificando con el gobierno de López Obrador para que los puntos de recepción de los migrantes y los horarios de retorno se incrementen.

La licitación contempla 40 autobuses para repatriar a los migrantes desde Tapachula, pero también señala que de ser necesaria, se hará desde cualquier punto del país, por lo que la empresa que resulte elegida para llevarlos deberá demostrar presencia en los 32 estados de la República. El INM busca, además, 120 autobuses más para que trasladen a los migrantes desde cualquier punto del país hasta Tapachula, Chiapas.

➡️ Únete al canal de El Sol de México en WhatsApp para no perderte la información más importante

Los autobuses deberán cumplir ciertas especificaciones como tener una antigüedad no mayor a diez años, contar con hasta 44 asientos reclinables, ventanillas selladas, cristales inastillables, aire acondicionado, servicio de entretenimiento (televisores) y sanitarios para ambos sexos.

Además, de acuerdo con la licitación, en todos los casos los conductores deben contar con un nivel académico mínimo de secundaria y con constancias de capacitación en combate de incendios, uso y manejo de extintores; así como en manejo defensivo, primeros auxilios y manejo de contingencias. Se incluye también, que deben contar botiquines médicos con medicamentos, como ibuprofeno, paracetamol, salbutamol y captopril, entre otros.

El Gobierno de México repatriará vía terrestre a siete países de Centroamérica a los migrantes indocumentados que detenga en su territorio, de acuerdo con una licitación que el Instituto Nacional de Inmigración (INM) lanzó para contratar los autobuses que se encarguen del traslado de los migrantes.

Como parte de las medidas para disminuir los flujos de migrantes que intentan llegar a Estados Unidos, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador contempla pagar hasta 576 millones de pesos por los traslados que iniciarán en la Estación Migratoria Siglo XXI del INM en Tapachula, Chiapas, y cubrirán la ruta por Belice, Guatemala, Costa Rica, El Salvador, Nicaragua, Honduras y Panamá.

Te puede interesar: Los Cabos, la otra cara del paraíso en Baja California Sur

Según la información, a la que El Sol de México tuvo acceso, serán al menos 40 camiones de pasajeros los que deberán estar disponibles “en cualquier momento” para cubrir la ruta internacional de retorno seguro, incluyendo las escalas que durante el trayecto se consideren necesarias para llevar a cabo la entrega de migrantes ante las autoridades correspondientes.

Los autobuses recorrerán, según lo estimado, distancias que irán de los 456 kilómetros a Guatemala –el punto más cercano— hasta unos cuatro mil kilómetros a Panamá — la distancia más larga—. Esta nación es la puerta de entrada a Centroamérica desde el sur del continente y sólo el año pasado, transitaron por su territorio la cifra récord de 204 mil 986 migrantes irregulares en su viaje hacia Estados Unidos, la mayoría de ellos, de acuerdo con información de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), entraron por la selva del Darién, en la frontera con Colombia y llegaron hasta México.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Nuestro país también afronta un flujo migratorio sin precedentes, con la detención sólo el año pasado de un total de 782 mil 176 personas de distintas nacionalidades, incluidos niños, según la OIM. La situación ha provocado que el gobierno de López Obrador refuerce las medidas para contener la llegada de indocumentados, incluyendo que ahora los migrantes que sean detenidos por las autoridades de Estados Unidos sean entregados directamente al INM para que sean devueltos hasta sus lugares de origen. Anteriormente, los migrantes eran devueltos a la frontera mexicana para esperar una audiencia ante un juez migratorio que resolviera su solicitud de asilo.

“El proveedor proporcionará el servicio en el lugar requerido por el personal designado, ya sea en instalaciones del Instituto (oficinas de representación), o fuera de las instalaciones del Instituto o en cualquier parte de la República Mexicana y Centroamérica”, especifica la licitación del INM.

Además detalla que a su regreso a territorio nacional, los camiones contarán con el resguardo de la policía nacional de cada país al que ingresen.

Activistas como Karla Méndez, integrante de Casa Migrante Tapachula, considera “inhumano” el traslado de hasta tres o cuatro días en autobús al que son sometidos los migrantes.

“A medida que los números de migrantes que llegan a la frontera con Estados Unidos siguen creciendo, México ha optado por regresarlos hasta sus países de origen en viajes que duran de hasta cuatro días metidos en un autobús, lo que además de inhumano es violatorio a derechos humanos pues en muchos casos viajan menores e incluso bebés”, afirmó la activista en entrevista.

Consultada al respecto, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) respondió que la “repatriación vía terrestre de ciudadanos de Centroamérica que hayan ingresado de manera irregular al país forma parte de los acuerdos que se han alcanzado desde hace décadas con los gobiernos de la región para lograr un retorno ordenado y seguro”.

El Ministerio de Migración de Guatemala confirmó a este diario que existe un memorándum de entendimiento, que data desde el año 2005, para la repatriación de centroamericanos por vía terrestre, pero destacó que éste se ha ido modificando con el gobierno de López Obrador para que los puntos de recepción de los migrantes y los horarios de retorno se incrementen.

La licitación contempla 40 autobuses para repatriar a los migrantes desde Tapachula, pero también señala que de ser necesaria, se hará desde cualquier punto del país, por lo que la empresa que resulte elegida para llevarlos deberá demostrar presencia en los 32 estados de la República. El INM busca, además, 120 autobuses más para que trasladen a los migrantes desde cualquier punto del país hasta Tapachula, Chiapas.

➡️ Únete al canal de El Sol de México en WhatsApp para no perderte la información más importante

Los autobuses deberán cumplir ciertas especificaciones como tener una antigüedad no mayor a diez años, contar con hasta 44 asientos reclinables, ventanillas selladas, cristales inastillables, aire acondicionado, servicio de entretenimiento (televisores) y sanitarios para ambos sexos.

Además, de acuerdo con la licitación, en todos los casos los conductores deben contar con un nivel académico mínimo de secundaria y con constancias de capacitación en combate de incendios, uso y manejo de extintores; así como en manejo defensivo, primeros auxilios y manejo de contingencias. Se incluye también, que deben contar botiquines médicos con medicamentos, como ibuprofeno, paracetamol, salbutamol y captopril, entre otros.

Local

Camerino Z. Mendoza podría contar con una base de la Guardia Nacional

El patrullaje de oficiales de la GN, además de inhibir la comisión de delitos motivó la apertura de nuevos comercios

Local

Desapareció recreación de la leyenda de la Sirena de Ojo de Agua en Orizaba

La leyenda cuenta que la joven se valía de su infinita hermosura para atraerlos y lograr que accedieran a ayudarla.

Local

Amenazan con bloquear vialidad en cabecera municipal de Zongolica

Por obra que realizan se congestiona el tráfico y aun así estacionan vehículos

Salud

Redes Sociales acabarían con las relaciones interpersonales: psicóloga

Las habilidades sociales permiten relacionarse con otras personas y tener conversaciones agradables

Local

¿Buscas productos orgánicos? En Córdoba están las Jornadas de Consumo solidario

Encontrarás elotes frescos, flor de izote, quelites, plátanos, mango, café tostado y molido, entre otros productos

Local

Por falta de recursos, suspenden proyectos para reconstrucción de Zongolica

El alcalde de Zongolica confirmó que la Secretaría de Hacienda Federal retiene cerca de 25 millones de pesos